Desarrollado por SELWebmaster

“LA SOLEDAD CON CERVEZA SE LLEVA MEJOR”, DIJO EL ARTISTA

escritorholandes


El escritor holandés invitado por los Centros Turísticos
en el marco de la Bienal a pasar diez días creando “en completa soledad” en una casa derruida bajo el Risco de Famara, se pasó el sábado en Arrecife disfrutando de los eventos organizados con motivo de la víspera de la festividad de San Juan. El escritor llegó a Arrecife a primera hora de la mañana e incluso echó una mano a los operarios para montar los chiringuitos “y así empezar antes la fiesta”, según comentó al personal del Ayuntamiento. Tras asistir al izado de la bandera azul, el artista se sumergió de lleno en la Feria de la Tapa, y tuvo tiempo de asistir a los conciertos, a los juegos para niños y estar en primera fila en la quema de la hoguera de El Reducto.

“Me encanta estar en completa soledad”, aseguró Arnon Grunberg, que instaló en una pequeña construcción derruida cerca de Famara un panel solar, un escritorio, una cama, una ducha y un inodoro. Sin embargo, tras terminar la fiesta en Arrecife, Grunberg reservó la suite principal en el Gran Hotel. “Me venía mucho mejor, sobre todo esa noche que la fiesta era tan cerca. Y a saber qué taxista se hubiese atrevido a esas horas a llevarme a la choza de mierda esa en el culo del mundo”, confesó el artista.

Grunberg ha destacado las oportunidades de este proyecto en el que se mezclan “literatura, arte, cultura, diseño... y por supuesto ocio”, en el que dedicará la mayor parte de su día a día a escribir para diferentes medios holandeses como “La Verdad de Amsterdam”, “Ocioamsterdam.com” y “lasmejorestapasdelmundo.com”. “Es un gran lugar para trabajar con tranquilidad”, ha señalado Grunberg mientras coreaba a gritos la canción “Chiquilla” durante el concierto de Treinta y Tantos.

Por su parte, el consejero de los Centros, Echedey Eugenio, que se trasladó a la Feria de la Tapa para dar la bienvenida al artista, ha subrayado “las bondades de un proyecto complejo en su ejecución, ya que para meter las cuatro porquerías que se trajo el holandés a la casa abandonada hubo que esquilmar todo el camino que había entre la carretera y la casucha esa. Pero bueno, si a este hombre le gusta trabajar en completa soledad, creo que merecía la pena cortar un par de tabaibas”.

 

 

 

 

Compartir

Comentarios  

 
#1 Linda mirada 27-06-2018 18:55
Muy bueno, si lo leyera el escritor se sentiría muy identificado con este tipo de humor, a quien no le hará tanta gracia será a María José Alcántara y a su poca sensibilidad para con el medio ambiente....
Citar
 
 
#2 feriadelatapa.com 27-06-2018 21:40
Buenísimo, me reido muchisimo.
Citar
 
 
#3 La rana Gustavo 28-06-2018 11:04
Yo también me he reído muchísimo. Es que cada párrafo está mejor que el anterior.
"...las cuatro porquerías que se trajo..." dice...
Citar
 
 
#4 Helena Suárez 03-07-2018 16:22
Lindo, lindo. Los Gopares NO van a reirse mucho pero con lo que chupan del bote de su Coalicion Canaria les va a dar lo mismo.
Citar
 

Escribir un comentario

Articulos relacionados

No hay artículos relacionados