Desarrollado por SELWebmaster

SUS PLANES INMEDIATOS: INCAUTAR LOS JUZGADOS Y MATAR DE SED A LOS VECINOS DE MONTAÑA ROJA

sanginesheroefat

 El presidente e incautador oficial del Cabildo, Pedro San Ginés, ha decidido dar un paso más tras el último vapuleo que le han dado los tribunales y ya no se limitará a matizar, corregir y reinterpretar la sentencia. En esta ocasión, ha anunciado que presentará una querella contra todos los magistrados de la Audiencia Provincial y también contra el Tribunal Superior de Justicia de Canarias, “porque ya está bien, hombre”. Y es que tras perder todos los pleitos emprendidos bajo su mandato, su abogado sobrevenido Ignacio Calatayud le ha hecho entender, mientras le secaba las lágrimas, que el problema es que “le tienen manía”.

 

Que me llamaran errático tiene un pase, ¿pero ahora fracasado?”, gritaba San Ginés al leer el nuevo auto judicial, que le acusa de imputar delitos “gratuitamente” a Club Lanzarote y confirma el archivo de la querella que él mismo presentó contra esta empresa. “¿Gratuito? ¿Qué entiende esta gente por gratuito? ¡Con el pastón que se está gastando el Cabildo en abogados!”, ha declarado el presidente ya en rueda de prensa, en la que ha comparecido tras sobreponerse del berrinche, aunque con tres nuevas escayolas y cinco tiritas. 

Así, mientras los numerosos periodistas del régimen asentían desde primera fila con compresión, San Ginés ha recordado las ofensas de Club Lanzarote, que no se dejó incautar su propiedad privada sin rechistar, que tuvo la osadía de recurrir a los tribunales -y encima de ganar el pleito- y que por si fuera poco ha hecho que le imputen por prevaricación y coacciones, como si ahora un presidente no pudiera tomar por la fuerza cualquier bien de esta isla (siempre que no sea de Juan Francisco Rosa, obviamente). “¿Qué será lo próximo, eliminar el derecho de pernada?”, se ha preguntado mientras se llevaba gráficamente la mano a la entrepierna.

 

Además, San Ginés anunció a última hora del día de ayer la solución perfecta para que la gente olvide sus líos judiciales: matar de sed de a los vecinos de Montaña Roja. En un comunicado enviado justo después de ver su serie favorita (Los Soprano), San Ginés explica: “Anoche estaba revisando unos cajones y descubrí que la desaladora de Montaña Roja no tiene licencia de Actividades Clasificadas, por lo que la única solución es el cierre definitivo. Lo siento por la gente, pero lo primero es cumplir la Ley y después viene lo de beber y todo eso. A los vecinos de Playa Blanca solo puedo decirles que pasar un poco de sed de vez en cuando tampoco viene mal”.

 

 

 

Compartir

Escribir un comentario

Articulos relacionados